sábado, 15 de abril de 2017

Del libro al cine: El niño marciano



SINOPSIS DEL LIBRO:


«Oh, sólo una cosa más, Dennis cree que es marciano»

Aquél era el último escollo que tenía que superar David –escritor soltero y gay- para finalizar la tarea de adoptar un niño, tras años de dura lucha, incomprensión y rechazo social.
Pero, después de todos los obstáculos, parecía que con Dennis su suerte había cambiado. A pesar de haber sido abandonado al nacer, parecía un niño completamente normal de ocho años, tan sólo falto de cariño. 

Y todo fue normal hasta que comenzó a pedir deseos marcianos… que acababan por hacerse realidad; o hasta que David comenzó a investigar otra serie de niños con las mismas características que Dennis, y que todos, sin excepción, decían provenir de Marte…


OPINIÓN PERSONAL:


Hoy os quería hablar de un libro que me leí hace bastante poco y que me llamó la atención, el libro es bastante antiguo (creo que de 2002) pero yo no lo conocía, se trata de “El niño marciano” de David Gerrold. Lo descubrí por pura casualidad en internet buscando otro libro, y me llamó la atención, ya que nunca había leído nada de este estilo.

Se trata de un relato homónimo con un fuerte componente autobiográfico, donde el autor nos habla de su experiencia en la adopción de su hijo. El protagonista, David, al igual que el autor, es un hombre soltero y homosexual que siente la necesidad de formar una familia y decide adoptar un niño. Para ello se informa a conciencia sobre lo que supone la adopción, los problemas que suelen tener este tipo de niños (que casi todos han sufrido algún tipo de abuso), y como poder ser un buen padre pese a estas condiciones.

Pero nada le prepara para la llegada de su hijo Dennis, si bien el proceso de adopción es bastante simple y rápido (no tiene mayor trascendencia en el libro), la novela se basa más en la relación entre David y Dennis. Dennis es un niño que fue abandonado al nacer y que ha pasado por diferentes casas de acogida, donde sufrió abusos físicos y psicológicos, por ello ha desarrollado un mecanismo de defensa que se basa en que cree que es extraterrestre (concretamente de Marte), que le han mandado a la Tierra para una misión especial, y pronto vendrán a recogerle para llevarle de vuelta a su planeta.

Curiosamente David (al igual que el David autor), es escritor de ciencia ficción, por lo que pronto, y tras una profunda investigación, empieza a sospechar que puede ser cierto que Dennis sea marciano. A medida que avanza el libro, David, con ayuda de su hermana y su madre, tendrá que aprender a ser el padre que Dennis necesita y a demostrarle que nunca le abandonará.

El libro está escrito en primera persona, es muy ágil, muy ameno y bastante cortito, yo me lo leí en un par de horas del tirón, y me gustó. Aunque hay un gran pero, en mi opinión al libro le falta profundidad, creo que la trama se cuenta muy por encima y hay aspectos en que me hubiese gustado que se profundizara más. Sin embargo, es un libro que recomiendo, que es cortito y bastante interesante y creo que os gustará.

Otra cosa muy distinta es la película, que, si bien es entretenida, es una auténtica americanada (como decimos en España). Una americanada, para el que no lo sepa, es cuando, en este caso, una película, está plagada de clichés estadounidenses, es totalmente predecible y sensiblera.

En este caso nos encontramos a David, un hombre viudo (no entiendo por qué ya no es gay), que inició un proceso de adopción con su mujer, pero ahora, al fallecer ella, no sabe si seguir con la adopción él solo o echarse para atrás.  

En cuanto conoce a Dennis se decide a seguir adelante con la adopción, pero se tendrá que enfrentar a un comité de los Servicios Sociales que decidirá si es un padre apto para Dennis.

En lo que se refiere a Dennis, en la película es incluso más raro que en el libro, lo que le crea muchos problemas sociales con los demás niños en el colegio y con la familia de David, que, aunque en el libro le apoyan incondicionalmente y le ayudan, en la película no están muy a favor del niño incluso en ocasiones le animan a devolverlo.

Además, tenemos un personaje extra, se trata de la amiga (o hermana, no me quedó muy claro) de la difunta esposa de David, que le ayudará con Dennis y será su apoyo en los momentos de desesperación. Por lo que como podéis prever, hay subtrama romántica en la película.

El tema principal de la película tratará de como David tendrá que demostrar a los Servicios Sociales que, gracias a él, Dennis deja sus extrañezas a un lado y empieza a comportarse como un niño normal, para demostrar que es un buen padre y poder adquirir la custodia permanente del niño.

Todo esto adornado con todos los tópicos americanos posibles, incluso encontramos la acción dramática al final de todas las películas. Vamos muy Hollywood todo, una historia bastante simplona. 

Me da mucha pena, porque el libro no estaba mal y lo han convertido en una historia típica y tópica.


Bueno, para resumir mi reseña, os recomiendo el libro, aunque es algo flojo, es bastante entretenido, curioso y tiene el toque autobiográfico (que a mí me encanta), no es el mejor libro del mundo, pero para cuando os apetezca algo ligero y ameno. La película, en cambio, os la podéis ahorrar. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario